Proyecto en Las Mesas, Gran Canaria

Se realiza análisis urbanístico exhaustivo del barrio de las Mesas, suburbio de Las Palmas de Gran Canaria. Se detecta una morfología compleja, de grandes pendientes y barrancos. En cuanto al urbanismo se aprecia una serie de problemáticas. Elevado número de fondos de saco, viviendas aisladas tipo búnker (rodeadas por muros), uso residencial privado principal y casi único, etc. La carencia de usos y falta de hibridación genera una calle vacía y un espacio inhóspito para la vida. No hay barrio, ni plaza, ni calle.

Entre las problemáticas detectadas, encontramos una calle junto al barranco de más de 1km de largo, estrecha y con farolas; que la convierten en un espacio inadecuado para el tránsito. Desde dicho recorrido se contemplan las mejores vistas de este área: el barranco. El barrio vive de espaldas al barranco.

Para incorporar las vistas al barranco, se propone generar ensanches creando un paseo con parques y espacios de esparcimiento. Para lograr el objetivo es necesario reducir la altura de la vegetación inmediata al paseo, mejorando así la visibilidad.

La lectura de diversos especialistas en urbanismo lleva a considerar que la forma de `crear ciudad’ no es generar un gran equipamiento en una parcela que pueda contener los servicios y usos carentes en la actualidad. Aunque esto puede solucionar la falta de usos no conseguiría ‘crear ciudad’

En el caso de Las Mesas, primero habría que ‘crear ciudad’. Necesitamos barrio, calle, plazas, cafeterías, espacios de talleres, movilidad blanda, aumentar la densidad, etc.

La propuesta se desarrolla creando una red de viviendas con tipologías variadas, las cuales se resuelven en una única caja con acceso desde un invernadero, o bien, viviendas mayores que se dividen en: parte privativa y pública; conectadas también por invernaderos, por los cuales se accede.

Las viviendas se conectan, con los espacios semipúblicos mediante pasarelas de madera y escaleras, generando una calle interior.

El material escogido para las pasarelas y escaleras es la madera de chopo, por ser un árbol de crecimiento rápido y con buen desarrollo en medianías.

La propuesta se plantea intentando afectar lo menos posible el territorio, para ello, las edificaciones se adaptan al terreno sobre zapatas y/o pilotis. El estudio geotécnico es definitivo para la cimentación más adecuada en cada lugar.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.